Historia de dos ciudades, de Charles Dickens

noviembre 23, 2013

DATOS:

Autor: Charles Dickens.
Título original: A Tale of Two Cities.
Número de páginas: 483.
Año de publicación: 2012 (1859).
Traducción: A. de la Pedraza.
Editorial: Alba minus.

SINOPSIS:

Historia de dos ciudades (1859), una de las pocas novelas históricas de Charles Dickens, se inicia con la fantasmagórica resurección del doctor Manette, tras años de injusto confinamiento en la prisión de la Bastilla. Trastornado, irreconocible, su hija Lucie y un antiguo amigo lo llevan a Londres, donde poco a poco va recuperando el juicio y la salud. Pero Charles Darnay, el joven francés expatriado que pretende a Lucie, le devolverá a los antiguos horrores en un azaroso regreso a París que pondrá en peligro su vida y la de su familia. El Londres pacífico pero grotesco del rey Jorge III y el París clamoroso y ensangrentado de la Revolución francesa, son las dos ciudades sobre cuyo fondo se escribe esta inolvidable historia, donde el acento patético es genuino y la intriga en todo punto apasionante. Violentas escenas de masas, estallido de hambre y venganza, turbios procesos, espías y conspiradores, héroes fracasados y héroes a su pesar; dobles identidades, culpas y expiaciones se mezclan en una trama, artística y perfecta, llena de sorpresas y magistralmente elaborada por un Dickens en uno de sus mejores momentos creativos. Una buena ocasión para descubrir por qué Mark Twain decía leer esta novela una vez cada dos años... por lo menos.

MI OPINIÓN:

He tardado más de lo normal en leer este libro, porque en realidad lo empecé en septiembre pero entre unas cosas y otras siempre lo posponía. Y no es porque no me gustase, porque me ha encantado y me he metido en la historia. Además, yo me compré la edición del bicentenario, con las ilustraciones de la edición original (como la que publicó la misma editorial de Orgullo y Prejuicio, que también tengo), y esto hacía mucho más interesante la lectura. Dije que La canción secreta del mundo sería el primer libro del reto que me puse que probablemente acabaría, pero cuando retomé éste se puso tan interesante que no lo podía dejar.

La historia se sitúa en la época de la revolución francesa. Conocemos el punto de vista de un antiguo preso de la Bastilla y de su hija, Lucie. Fue liberado años antes de la revolución, que surge cuando Lucie ya está casada con Charles Darnay, un francés al que conocen en un juicio en Inglaterra, y al que finalmente absuelven. Lucie es la típica dama de la época, descrita rubia, bella y de una moral intachable. Muy querida por su padre, y por su marido. También es el amor platónico de un personaje que es un poco bala perdida, pero que a mí me ha gustado: el abogado inglés Sydney Carton. La verdad es que Lucie me ha parecido un poco aburrida, tal vez sea porque estoy acostumbrada a leer a protagonistas con más personalidad y que tengan más papel, pero es cierto que la mayoría de las protagonistas femeninas eran de este estilo, como un modelo a seguir para las demás mujeres. A veces me cansaba, menos mal que la narración de Dickens y el resto de personajes tapan esto.
Como contraposición a Lucie está madame Defarge, una de las cabecillas del barrio de Saint Antoine, en París. Está dominada por la venganza y es la antítesis de Lucie. Tiene más poder que su marido, y hay muchas partes del libro en las que es un poco inquietante porque no sabes qué está tramando. Al final se descubre todo y, aunque sentí pena por ella y su familia, no justificaba todo lo que estaba haciendo.

Sobre el doctor Manette, el que fue preso, al principio me parecía más simple de lo que en realidad es. Ha pasado por el trauma de estar encarcelado, y al principio pierde la razón más de una vez. Sus allegados se preocupan mucho por él, pero en el momento en el que yo pensaba que iba a recaer con más fuerza, me sorprendió con una fortaleza que no me esperaba.

Charles es un personaje que me ha gustado bastante. Juzgado injustamente, me recordó a cuando estudiaba en el instituto la época del Terror en la Revolución Francesa, cuando tanto inocentes como culpables caían diariamente en la guillotina. Es un hombre de principios, y no duda en volver a Francia para salvar a un amigo, aunque corra peligro. Rechazó sus posesiones en Francia porque no quería explotar al pueblo, y aún así es condenado.

Pero sin duda, el personaje que más me ha gustado ha sido Sydney Carton. Será porque nos llaman los mártires y los sufridores, será porque Will Herondale (mi personaje preferido de saga masculino) le nombraba cada dos por tres en Los Orígenes y me he dejado influenciar un poco... Pero Sydney es más de lo que parece a simple vista. Es un buen hombre, aunque se empeñe en decir lo contrario. Ha tenido mala suerte en la vida, y podría llevar un modo de vida que para la época sería reprochable, pero se ve que hace las cosas bien y que en realidad hay gente que se aprovecha de él. En el final, cómo no, haciendo algo heroico y estúpido, y me ha dado pena. Si es que por mucho que se empeñe a lo largo del libro en decir que es mala persona, está claro que no es cierto. Es, en mi opinión, el mejor personaje del libro.

Mención especial al señor Lorry, un anciano y buen amigo de la familia Manette, que ayuda a Lucie y a su padre a encontrarse. Es muy fiel a sus creencias pero ayuda a sus amigos en todo lo que puede.

¿Qué decir de la escritura de Dickens? Está claro que es un clásico que hay que leer al menos una vez en la vida, y desde luego este libro está escrito de una manera espectacular. Además, mi edición tiene las ilustraciones de la original, lo que la hacía más interesante. Retrata muy bien la época de la Revolución, mostrando su crueldad y la desesperación de los habitantes. Cuando fui al instituto nos explicaron muy bien toda esta historia, pero entre mi viaje a París hace unos años y el libro, la idea queda mucho más clara.

También puede interesarte:

0 comentarios

¡Hola! ¿Me vas a dejar un comentario? ¡Muchísimas gracias! Los leo todos e intento contestar cuando tengo tiempo, aunque no siempre me es posible.
Te agradecería que lo que comentases fuese desde el respeto a los demás, lo que se escribe aquí son opiniones y ya se sabe, cada uno tiene una :).

Entradas más vistas

Subscribe

Suscribirse

Blogs que leo